julio 04, 2005

uhh...

uhh... otra vez escribiendo boludeces.
uhh... cuánto hacía que no escribía, cuántas cosas para contar... pero cuántas cosas no quiero contar... o cuántas no quieren leer, que se yo.
Estoy por irme a dormir y quería actualizar este viejo medio de comunicación. Puede llamarse así? Creo que si, porque por ahí perdidas hay algunas contestaciones de alguien que alguna vez leyó una u otra cosa que escribo.
Cosa que me hace bien, sino no lo haría... cosas que quiero contar, como por ejemplo que viajé a Bariloche y volví más blanco de lo que me fui, que eso me puso furioso, pero al darme cuenta de la boludes de lo que es, me dije 'si, es un típico pensamiento pabliano, quedate tranquilo'. Lamentablemente ni el clima frío, ni la nieve, ni el lago me hicieorn cambiar y sigo igual de siempre. Cada vez más niño, sin ánimo de crecer, pero con ganas de hacerlo aunque me cuesta mucho.
Que cosa no? Recién me doy cuenta de un aniversario, hoy hace tres años estaba arrivando a L.A., en un viaje que me iba a hacer crecer un poquito, un viaje soñado por un par de años que pude concretar gracias a que El Pelu estaba viviendo allá. Quiero repetirlo, pero no solo, tal vez con algún amigo, alguno de esos con los quién comparto los porrones de los jueves o las patadas de los sábados en las canchas de ¿fútbol?
Bueno, me cansé de ser cansador, espero alguién ahí afuera me entienda un poco y no crea que soy raro.
Abrazo

1 comentario:

Anónimo dijo...

I miss you, you stupid lost defenseless child!